fbpx

Se acerca la Semana Santa, la época del año preferida por muchos españoles para hacer turismo nacional. Con las vacaciones escolares de los más pequeños de la casa y de algunos “no tan pequeños” más de uno aprovecha para hacer una corta escapada turística. Digo corta porque hoy en día hay cada vez menos gente que tenga la suerte de poder coger la semana entera de vacaciones y solamente cuentan con uno o dos días Santos más el fin de semana, varía de unas comunidades a otras y también según en que fechas caiga la Semana Santa.

Mientras que en verano una gran mayoría huye del calor de las ciudades hacia la refrescante brisa de las playas o buscando la sombra de la montaña y por tanto basan su elección de viaje en torno a los fenómenos atmosféricos estacionales, en Semana Santa ya nos suele dar más igual. Con que no llueva o no haga mucho frío nos basta para realizar las diversas visitas culturales y turísticas.

Estos días son perfectos para visitar las Islas Cíes por varias razones, la principal que al ser el comienzo de temporada los precios son más económicos, hasta tal punto que los billetes para los más pequeños son gratuitos. Otra buena razón es que, al contrario que en verano, las temperaturas son más suaves e invitan a pasear las Islas de cabo a rabo sin agobios de calor y sin preocuparse de las quemaduras solares. También podemos observar las playas sin bañistas, es una perspectiva paisajista ideal para sacar fotos diferentes a las de la temporada estival.

También es cierto que el tiempo en estas fechas es una lotería pero hay que sacar provecho de ello y tomárselo como la gran aventura al aire libre que es viajar a las islas Cíes. No sé sí lo habréis visto pero esto es a lo que me refiero:

 

Por tanto, aprovecha la ocasión y ven a visitar las Islas Cíes, ¡incluso puedes dormir en el camping! Y sí llueve, ¡Que llueva! ¡Ya nos contareis que tal la experiencia!

Pin It on Pinterest

Compartelo